SILENCIO INTERIOR

Un aspecto por ejercitar en la práctica mádica y las transacciones de comunicación humana que mas cuesta y que mas sirve es tener quietud mental en ciertos momentos indispensables de nuestro contacto con el paciente.
Haga la prueba, llega una persona y la cantidad de esquemas y pensamientos prejuiciosos que se desbordan en un segundo son increibles. Ojala fueran meros prejicios, ya juicios y dictamenes irreversibles es lo que se fija en nuestra cabeza y no nos dimos cuenta.

Recuerdo a una gran amiga de colegio, mi prejuicio inicial fue negativo y bien negativo, pero la vida misma me acerco nuevamente a quien sería una gran amiga y diferente a lo que habia pensado inicialmente. Eso nos pasa con frecuencia y es fácil que cada uno nos cuente historias similares.

Bien, en el abordaje de un paciente, debemos aquietar nuestra mente y al escuchar las primeras manifestaciones de quien nos consulta deben estar cada vez más limpias de deducciones y pensamientos que sólo estorbaran y disminuirán la calidad de comunicación interior y de la razón.

Una herramienta que suelo usar, es la recepción con el corazon abierto, mirando con ternura y amor por así decirlo a quienn me habla y dejar momentos de silencio en donde no pregunto sino que el mismo silencio jalonea la misma comunicación. Son tan solo 5 a 10 minutos donde ocurre la magia. Despues uno debe hacer un clip en los pensamientos y mociones que uno presentó para entrar en disernimiento con los tesoros recogidos en aquel silencio que permitió recibir más luz del otro y de quienes nos asisten en nuestra práctica.

Nuestro silencio contamina también a quien nos habla y le permite centrarse en lo que quiere manifestar.Eso es claro.

De esta manera, podemos hacer mejores indagaciones, menos maquinación interior y hacer uso adecuado de los conocimientos que hemos recibido con la experiencia y los años que aveces se vienen contra uno al intentar encasillar a los pacientes con este u otro sindrome.

Si lo que usted hace no es precisamente consulta, sino una terapia especifica, igual, la pausa, su silencio y sus disposición amorosa conectará los corazones y se prestará a una gran terapia con componentes de silencio y verbalizaciones sanadoras.

Si usted no es terapeuta, reconozca que todos somos médicos de alguna manera, sin saberlo su escucha tambien será sanadora en cada encuentro humano.

Popular posts from this blog

CANCER DE PULMON-Conflicto de Nido

OBESIDAD Y BIODESCODIFICACION